Connect with us

POLÍTICA

Partidos solicitan individualización de boletas; advierten actas del Congreso no sustituyen leyes

Un grupo de partidos de oposición solicitó hoy a la Junta Central Electoral la individualización de las boletas electorales de las próximas elecciones, que “procede sin excusas debido a que así lo determina la creación de niveles de elección por los artículos 92 y 130 de la Ley Orgánica de Régimen Electoral, número 15-19, de 18 de febrero de 2019”.

Plantean que la redacción de un acta de sesión en el Senado o la Cámara de Diputados de la Republica no tiene fe pública ni es un documento que sustituya la ley: debidamente promulgada, como ocurre en el caso, ni puede existir confrontación valida entre un acta de sesión o un documento secretarial con el texto de la norma promulgada, que tras los plazos de publicación resulta de obligatorio cumplimiento.

Justifican la solicitud en disposiciones legales que exigen la individualización de las boletas por nivel de elección, lo que ha sido práctica electoral histórica.

De manera principal, destacan que son hechos contantes que históricamente existieron tres (3) boletas “individualizadas”, una para cada uno de los tres niveles establecidos por la derogada Ley #275-97, de 21 de diciembre, a saber: boleta “A”, para el nivel presidencial; boleta “B”, para el nivel municipal, y boleta “C”, para el nivel congresual.

Que la Ley Orgánica de Régimen Electoral #15-19, existen varios niveles de elección que define como “aquel que contiene candidaturas indivisibles o no fraccionables en sí mismas” (Art. 92.5). En desarrollo de esa previsión los numerales 6, 7, 8 y 9 del mismo Art. 92 de la Ley Electoral crean los niveles presidencial (para la elección conjunta del presidente y el vicepresidente), el senatorial (para la elección de los senadores, que no concurren con ninguna otra candidatura excepto los representantes al Parlamento Centroamericano, por disposición del art. ), el de diputaciones (para la “elección conjunta de diputados por demarcación territorial, diputados nacionales por acumulación de votos y diputados representantes de la comunidad dominicana en el exterior”) y el municipal (para la “elección conjunta de alcaldes, regidores y sus respectivos suplentes, así como los directores, subdirectores y vocales de los distritos municipales”).

Citan que en todos los colegios deben existir varias urnas (art. 225), y que el elector debe depositar a boleta “en la urna correspondiente”, o sea, existe una boleta por urna y nivel, puesto que cada boleta contiene exclusivamente el total de candidaturas indivisibles y no fraccionables que le corresponden, con exclusión de las candidaturas que correspondan a otro u otros niveles.

Plantean, consecuentemente, que la división en niveles acarrea la necesidad de poner a disposición del elector una boleta por nivel, tal como preveía la derogada Ley #275-97 y como ahora prevé la #15-19.

En otras palabras, la solicitud del Partido Revolucionario Moderno de que se individualicen las boletas electorales por nivel es totalmente correcta, apegada a la práctica histórica de la Junta Central Electoral y procede respaldar la referida solicitud, exponen los partidos de oposición.

POLÍTICA

La bomba de Marchena! Leonel ha ido en proceso de degeneración política y encabeza “minoría insolente”

El portavoz de la Presidencia, Roberto Rodríguez Marchena, aseguró hoy que quienes se han sublevado en el Partido de la Liberación Dominicana (PLD) es una “minoría insolente”, encabezada por el ex presidente Leonel Fernández, quienes no han querido reconocer a la mayoría representada por el presidente de la República, Danilo Medina.

En una nota de audio hecha, según dice, a petición de Iris Guaba para exponer algunas reflexiones en relación con la situación política actual y cuál debería ser el relato del Gobierno, Rodríguez Marcha señala que la facción de Fernández ha amenazado y chantajeado a esa mayoría del partido que encabeza el jefe del Estado.

“La han chantajeado de que van a dividir el partido, y al dividir el partido pues nos condenamos a la derrota, a salir del Estado y a volver al ostracismo, bajo ese chantaje; para ellos poder hacer, como niños malcriados, como niños resentidos, lo que le da su santa gana, y eso no puede ser”, expresó el también director de Comunicaciones de la Presidencia.

Resaltó que la conducta de muchos de los militantes de esa facción que encabeza el también presidente del PLD se han degenerado, llegando incluso a una posición que difiere totalmente de la que exhibían hace 30 o 40 años atrás.

“Tú dices bueno, ¿pero cómo es posible que Leonel tenga esta actitud? si, es posible, ahí está. Ha habido un proceso de degeneración política, política. Mientras Danilo podemos decir que ha ido creciendo, se ha ido fortaleciendo; su condición de estadista ha crecido con los años y es hoy mejor que en el 1996, mejor que en 2000; en el caso de Leonel ha habido un proceso inverso”, refirió.

Y agregó: “Pobre de este país, pobre de nuestro país, pobre de nuestro partido si esa minoría se convierte en mayoría, y si esa minoría regresa al Estado y regresa al Gobierno; pobre de nuestro país y pobre de los compañeros y compañeras del Partido de la Liberación Dominicana”.

Sostuvo que en ese sentido es necesario recalcar que la conducta de Medina, en su condición de miembro, dirigente del PLD, “ha sido una conducta sosegada, serena, respetuosa”.

“Cuando le tocó ser minoría, que lo fue, fue respetuoso. Nunca, aún cuando dijo que el Estado le había vencido y la historia lo comprobó que tenía razón de que el Estado lo había vencido en el año 2006, aún así nunca se paró frente al Congreso a protestar”, enfatizó.

Rodríguez Marchena agregó que Medina nunca instruyó a sus seguidores legisladores, para que obstruyeran la labor del Gobierno sino que por el contrario, aun creyendo que ninguna de esas cosas eran correcta, “por disciplina partidaria, por una gran sentido del Estado y de la dignidad, entendió que un dirigente político, que un estadista no podía socavar la base de gobernabilidad del un gobierno de su partido”.

Insistió en que en la tradición personal del gobernante y su conducta ha sido democrática y democratizadora, respetuosa de las decisiones de su partido, “una persona enamorada de su organización policía, un hijo de su partido, un constructor de su partido”.

SIGUE LEYENDO

TWITTER

Clasificados

Trending